LOS SECRETOS DEL PENE

La revista Bustle ha publicado un artículo un tanto extraño: “8 consejos para dar placer a alguien con pene, según una Dómina”. Los 8 consejos están bien, son del tipo que una espera encontrar en esos artículos estilo Cosmopolitan, lo que me desconcierta es la alusión a la Dómina. ¿Acaso las Dóminas no son más bien conocidas por hacerles a las pollas cosas nada placenteras? ¿Y no atraen a hombres cuya idea de lo que es placentero difiere considerablemente de la que tiene la mayoría de gentes? Me parece algo así como titular a un artículo “8 consejos sobre el cuidado de los animales, según un matarife”. Claro que la que firma ese artículo y supuesta Dominante es Lola Jean, que se autodenomina “educadora e instructora sexual”, unas cualificaciones que tienen mucho más sentido en el contexto del citado artículo.

La verdad es que yo no soy una Dómina, pero lo cierto es que tengo una estrecha y compleja relación personal con un pene que cuelga de un masoquista muy dado a visitar Dóminas profesionales, por lo que, con ese título, hubiera esperado 8 consejos que fueran más bien así: 

1. Los penes son más resistentes de los que puedas creer, así que siéntete libre para golpearlos con bastante fuerza: no se van a caer.

2. Átalos para mantenerlos bien llenos de sangre y para que te resulte más fácil jugar con ellos. Pero asegúrate de comprobar periódicamente que ninguna parte se esté quedando muy fría por el constreñimiento.

3. Para quedar como una Reina, considera el emplear el movimiento del helicóptero a la hora de quitar cualquier cuerda con la que los hayas atado: imagínate que estás poniendo en marcha un cortacésped o un  motor fuera borda con la cuerda de tiro, y trata de que las partes colgantes giren como el rotor de un helicóptero.

4. Si planeas aplastar las pelotas con un torniquete ten en cuenta que algunos hombres son de tamaño asimétrico. Lo que tratas de conseguir es un buen nivel de dolor en todo el escroto, no sólo en la pelota más gorda.

5. Es divertido clavar agujas en la piel de un pene, pero ten cuidado con no perforar una vena. Si lo haces, vas a provocar un gran hinchazón rojizo en un lado del pene, que os va a asustar mucho a ti y al amigo que ha puesto el pene para el juego.

6. Al azar y ocasionalmente, puedes arruinarle el orgasmo que está a punto de tener, como elemento de sorpresa en vuestro juego amoroso… O se los puedes arruinar siempre y ser con él una Dómina muy dura.    

7. Con el tiempo los nervios dejan de sentir la electricidad. Así que, si le estás dando descargas al pene, acuérdate de ir aumentando la potencia cada rato.

8. Si el propietario del pene va a tener próximamente un encuentro sexual con alguien que no esté en el rollo del BDSM, consúltaselo antes de fustigarle la polla: puede ser que los moretones y las señales sanguinolentas le resulten difíciles de explicar y reduzcan de un modo dramático las posibilidades de tener intimidad sexual con esa otra persona no BDSMera.

Obviamente, estos consejos no están basados, en modo alguno, en mis experiencias personales, sino que son más bien una ideas que surgen de mis observaciones.

Texto sin firma hallado en el portal de Interet FemDom Resource

Etiquetas

También puede interesarte...

0 thoughts on “LOS SECRETOS DEL PENE”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *