ENTREVISTA SEÑOR EL FARO

¿Qué es para usted el BDSM?   ¿Cuándo y cómo se dio cuenta que esto te gustaba?

En primer lugar y para mí, es una manera alternativa de vivir la sexualidad. Pero además, el BDSM tiene el beneficio añadido de aportar bienestar y equilibrio emocional a la persona que lo practica, e incluso constituir un instrumento de crecimiento personal muy valioso. Todo ello dentro de lo que he venido en llamar “Dominación Positiva”, que está detallada en un artículo de mi blog que a su vez describe mi estilo de Dominación: “LA ESPIRAL POSITIVA-NEGATIVA”. Yo personalmente, he crecido mucho en los años que llevo  practicando el BDSM. Y esto ocurre porque la práctica del BDSM, cuando se hace bien, libera y satisface unas necesidades evidentes y profundas pero que normalmente suelen ser reprimidas y escondidas por presiones sociales.

Todo ello contribuye a un mayor equilibrio emocional de la persona que lo practica, con la única condición de hacerlo bien, con las debidas garantías y respeto. Unas garantías que las reglas y normas orientativas del BDSM aportan.

Me di cuenta que el BDSM me gustaba casi desde el despertar de mi sexualidad si bien entonces no existía aún  el concepto “BDSM” y sus normas, todo se englobaba bajo el término “sado-masoquismo”.

¿Cómo compagina su vida diaria con el Bdsm?

Pues lo compagino muy bien, porque estoy jubilado “de todo”, no tengo cargas familiares ni de ninguna clase, así que, siempre que he tenido sumisa, me queda tiempo de sobra, ganas y energía para Dominar en régimen 24/7 (que tanto tiempo y dedicación necesita). Incluso me queda tiempo para atender a las personas que me requieren  como su Tutor.

¿Cómo es para usted la sumisa perfecta?

Más que la belleza, juventud o cultura, lo que más valoro en una sumisa es su vocación sumisa (a ser posible y si sus circunstancias personales lo permiten, en una relación 24/7). Curiosamente la sumisión, cuando es muy entregada, produce en mí un sentimiento de ternura. Por eso sucede que mi Dominación suele ir muy unida a los afectos.

Para mí, la parte más importante de la sumisión es la Sumisión Mental, para ello pediría a mi sumisa ante todo transparencia: La transparencia es a mi entender la gran virtud de la sumisa, su mejor entrega. La transparencia supone la entrega de sus estados de ánimo, sus sentimientos más íntimos, sus temores y certezas, sus esperanzas, etc. En definitiva, sus pensamientos, su mente. Para los interesados en la Sumisión Mental pueden leer mi artículo: Sumision Mental . Sumisión perfecta.

Por supuesto si se tratara de una sumisa-pareja, deberíamos hablar de su personalidad en conjunto, de la cual su sumisión sólo sería una parte.

De todas maneras, yo mismo me autolimito en cuanto a las áreas a Dominar: por ejemplo todo lo que tenga que ver con su salud, sus relaciones familiares, ideas religiosas o políticas, su patrimonio, su vida profesional (si la tiene)… Todo ello considero que debe ser terreno vedado para el Dominio del Amo.

Y un buen dominante ¿qué virtudes debe tener?

Lo que es exactamente un buen Amo nadie lo sabe, entre otras cosas porque lo que es un buen Amo para una sumisa, no lo es para otra y porque depende del carácter de cada Dominante. No obstante he aquí una lista de las virtudes que según mi criterio son propias de un buen Amo (proceden de mi artículo: 100 dudas de un aprendiz de amo)

-RESPETO: un buen Amo es el que en su Dominación hace del respeto a su sumisa la primera de las virtudes.

-AUTODOMINIO: un buen Amo tiene el suficiente autodominio para no exceder los límites de su sumisa. Es disciplinado y es un ejemplo de orden y buena conducta para su sumisa.

-PACIENCIA: un buen Amo es el que es comprensivo con los errores de su sumisa. Para él es más importante su actitud sumisa que los errores puntuales que pueda cometer.

-AUTORIDAD: un buen Amo tiene autoridad sin necesidad de ser prepotente ni distante. Se siente seguro, y por ello muestra una fuerza interior tranquila y sin exageraciones. Sabe Dominar con un estilo sereno y natural.

-MADUREZ: un buen Amo tiene una personalidad madura. Es firme cuando Domina y en sus convicciones y decisiones, convirtiéndose en un punto fuerte para su sumisa.

-EQUILIBRIO: un buen Amo tiene una personalidad equilibrada. Sabe ser firme, pero no grita ni muestra su enfado por la conducta de su sumisa, la corrige sin agresividad y de manera justa y apropiada. Sabe dar órdenes de manera natural y sin afectación.

-FLEXIBILIDAD: el Amo seguro de su autoridad es flexible, porque no hay nada más frágil que la extrema dureza, no hay autoridad más duradera que la que se dobla pero no se rompe, la que se amolda pero no cede, la que restringe pero no ahoga.

-CABALLEROSIDAD: un buen Amo es ante todo un caballero, es honesto, nunca miente y es respetuoso con su sumisa.

-HUMILDAD: un buen Amo es humilde y está dispuesto a pedir disculpas a su sumisa si ha sobrepasado sus límites y aprender cada día lo que la Dominación de su sumisa le pueda enseñar.

-LABORIOSIDAD: un buen Amo trabaja por su relación, dedicando tiempo y esfuerzo al Dominio, la guía y el control que su sumisa necesite.

-CONOCIMIENTO: un buen Amo se esfuerza en conocer la Dominación en general y a su sumisa en particular, como tal sumisa y como persona de manera global. Estudia su carácter, sus deseos y sus fantasías, las cuales tiene muy en cuenta en su Dominación.

-POSITIVO: un buen Amo es positivo con su sumisa, procurando su satisfacción, valorando y estimulando su buen comportamiento sumiso.

-CUIDADO: un buen Amo contribuye al crecimiento y cuidado de su sumisa como tal sumisa y como persona en general.

-AFECTIVIDAD: un buen Amo no teme mostrarse afectuoso y amable con su sumisa, porque se siente fuerte y seguro en su autoridad y sabe que su sumisa no percibirá su afecto como debilidad.

-GENEROSIDAD: un buen Amo sabe ser emocionalmente generoso con su sumisa y dar tal sensación de riqueza interior, que en lugar de parecer débil da la impresión de ser un Dominante fuerte y sobre todo seguro de sí mismo.

Usted es un hombre dominante convencido, ¿alguna vez cambió de rol o se lo planteó?

Por supuesto que me lo planteé, pero desde el comienzo de mi sexualidad mis fantasías  giraron siempre alrededor de la Dominación y el sado.

¿Cree en las relaciones 24/7?

No sólo creo en ellas, sino que es la manera con la que intento Dominar cuando he tenido sumisa. Pero ante todo hay que aclarar que el concepto “24/7” es más un ideal al que aspiramos que una realidad. El concepto es útil como dirección a la que apuntar, aunque no se alcance nunca.

¿Cómo ve la figura del Tutor? ¿Qué objetivo tiene?

El Tutor es una institución dentro de la Comunidad BDSM a mi entender muy útil tanto para sumisas  como para Dominantes (en mis comienzos tuve la ayuda de dos mentores: Sres. Dragón y Ayala a los cuales les estoy muy agradecido) .

Por supuesto que ante todo el Tutor sirve para formar a su tutelada como sumisa. Pero su labor no termina ahí:

El Tutor ha de guiar a su tutelada sobre todo para que se conozca a sí misma como sumisa, sus tendencias, sus límites etc., y en consecuencia capacitarla para saber qué tipo de Amo debe elegir.

No es labor de un Tutor buscarle un Amo a su tutelada. Debe aconsejarle sobre cómo hacerlo y eventualmente ayudarle a elegir el mejor Amo posible según sus circunstancias, pero la elección ha de hacerla ella, con la ayuda y el consejo del Tutor, eso sí.

Partimos de la base de que un Tutor es una persona honesta, por lo tanto una de las utilidades del Tutor es darle a la futura sumisa los conocimientos y las herramientas necesarias para evitarle en lo posible los desaprensivos y predadores de sumisas que tanto pululan por la red. Por eso insisto en que una aspirante a sumisa debería elegir a su Tutor sobre todo por su SOLVENCIA MORAL antes que por sus conocimientos o la fama que pudiera tener.

Un Tutor también sirve para minimizar las nefastas consecuencias de un error muy extendido en las sumisas que empiezan en este mundo: suele ocurrir que las sumisas primerizas en lugar de leer primero buenas páginas formativas sobre BDSM se dedican a leer relatos muy atractivos y estimulantes pero deformadores de la realidad BDSM. El resultado de todo ello es, que las sumisas llegan a nuestro mundo con una idea equivocada de lo que es la sumisión. El Tutor le servirá para sacarla de los errores e ideas equivocadas sobre lo que es el BDSM y sobre la realidad de su papel de sumisas.

Generalmente las sumisas, al principio, cuando descubren a través de internet y sus lecturas sus fantasías, sufren a veces la imperiosa necesidad de entregarse, lo que hace que frecuentemente se precipiten en la elección del Amo que no les conviene, cayendo en manos de desaprensivos sin escrúpulos. En este aspecto el Tutor le sirve de barrera, formándola y preparándola para que elija su Amo de la manera más juiciosa posible.

Los que quieran documentarse con más profundidad sobre este tema les aconsejo que lean mi artículo: La tutoría completa.

Su Blog lleva activo desde hace más de diez años. ¿Cómo surgió la idea de poner en marcha el blog?

Mi blog, nació por casualidad y sin proponérmelo, en realidad mis “consejos” fueron escritos para mí mismo cuando daba los primeros pasos en el BDSM. En mis inicios me hice muchas preguntas sobre el BDSM, como todo el mundo supongo. Y como todo el mundo comencé a leer relatos BDSM, los cuales me confundieron aún más. Pronto empecé a sospechar que, salvo raras excepciones, los relatos describían un mundo que no podía ser real. De hecho lo primero que les suelo pedir a las personas que tutelo es que olviden lo aprendido leyendo relatos.

Fueron tantas las dudas que tenía, que al final y para no perderme, hice una lista de ellas, prometiéndome contestarlas todas con disciplina. Como no pudo ser de otra manera, al final tuve que buscar ayuda para resolverlas. Tuve dos excelentes mentores en la persona del Sr. Dragón y el Sr. Ayala, los cuales fueron de una ayuda inestimable. Cuando nos volvemos a ver, Dragón aún me recuerda que los primeros apuntes los tomé en una servilleta, mientras él contestaba algunas de mis preguntas en uno de los primeros cafés que él y su sumisa lena{DR} organizaban en aquellos tiempos cerca de Alicante.

Cuando terminé de resolver mi lista de dudas, había reunido un número considerable de ellas y pensé que habría otros Dominantes que también estarían pasando por lo mismo que yo. Así que me decidí a publicarlas. De esta manera nació mi primer artículo: “100 consejos para encontrar tu sumisa en la red”. Lo publiqué en varias páginas con un éxito inesperado. Los comentarios fueron todos elogiosos y abundantes, lo que es extremadamente raro en un mundo como es el del BDSM, en el que suele haber discrepancias y críticas a casi todo (y a veces muy mordaces).

Animado por el éxito y por mi vocación pedagógica creé mi blog y me prometí escribir más consejos no sólo para Dominantes, sino también para sumisas, así nacieron entre otros  “100 Consejos para elegir tu Amo en la red” y “100 Dudas de una aprendiz de sumisa”. A lo largo de los años he publicado en mi blog un total de 400 consejos y dudas resueltas, seleccionadas de las muchas que me hacen, a través del correo de mi blog, además de diversos artículos siempre ilustrativos sobre el BDSM. Muchos me han sugerido que escriba un libro con todo ello, pero siempre me niego, quiero que la gente tenga en mi blog gratuitamente y en toda su extensión, mis escasos pero al parecer útiles conocimientos.

Aun así, hay mucha gente que me pide que escriba más, pero creo que todo lo que sé ya está en mi blog. No obstante siempre digo que si a alguien le quedan más dudas sobre BDSM después de leer mi blog, que me las hagan llegar. Hay mucha gente que me escribe pidiendo consejo sobre BDSM a las que contesto siempre, lo hago con sumo placer. Algunas personas me han pedido que sea su Tutor en BDSM. Nunca me he negado a hacer una Tutoría y de manera desinteresada, pues es mi vocación, aunque ya últimamente pido hacerlas de viva voz (Teléfono, Skype de voz, entrevista personal, etc), porque de lo contrario, y aunque me gusta educar, no podría atender a todos lo que me escriben.

Desde su blog y las charlas que imparte ayuda a muchas personas a iniciarse en el Bdsm o resolver sus dudas… ¿Usted también continua aprendiendo?

¡Y tanto!  Curiosamente es en esas charlas donde más aprendo. Hay un proverbio que procede de Séneca: “Docendo discimus”  que se puede traducir por “enseñando, aprendemos”.

Usted no para de impartir charlas y coloquios sobre Bdsm, ¿algún proyecto a la vista?

Ninguno por ahora. Normalmente no busco de manera activa dirigir charlas, debates o conferencias, si alguien me necesita para difundir un BDSM sensato y sin finalidad económica, generalmente lo hago encantado y de manera altruista (ya he dicho que me gusta mucho educar).

¿Algún mensaje que quiera transmitir a las nuevas generaciones?

A los aspirantes a Amo les diría que dediquen un tiempo a formarse antes de intentar Dominar a nadie. Y a las sumisas les diría que, además de formarse se lo tomen con calma, sin prisas. He visto a muchas sumisas equivocarse en la elección de su Amo por la necesidad perentoria de entregarse. Como siempre digo, es más difícil buscar un buen Amo, que un novio vainilla.

A los Dominantes de hoy les diría que las tres Reglas de Oro del BDSM (SSC), el respeto a los límites de la sumisa y a la palabra de seguridad, tienen la misma vigencia hoy que la que tuvieron desde los primeros tiempos del BDSM.

Muchas gracias por concedernos esta entrevista y que nuestros lectores puedan conocerle un poco mejor, a los que animamos que visiten su blog y le sigan en redes.  Siempre es un placer. 

Etiquetas

También puede interesarte...

0 thoughts on “ENTREVISTA SEÑOR EL FARO”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *